Opinión

OPINIÓN: El relato como patrimonio

El Heraldo Austral

En la semana de celebración del Patrimonio, la Escuela de Arqueología de la Universidad Austral, sede Puerto Montt, hizo una presencia importante y valiosa para la comunidad de Puerto Varas. Hizo converger en la histórica fábrica de juguetes Brintrup, una actividad de Cuentacuentos a cargo de María Fernanda Moletto. Valiosa actitud de condescendencia hacia Puerto Varas, vivenciar la convergencia de dos tradiciones: el juguete de madera, que evoca tiempos en que la madera era el único material utilizable para ese producto, y el relato de fábulas, mitos y leyendas locales, nacionales y planetarios, configuran, asimismo, un acierto digno de reconocimiento. El propio Vicerrector, Dr. Renato Westermeyer, cumplió el rol de acoger a los concurrentes en el lugar de entrada. El relato vivencia con plástica, de fábulas de gallo y zorro, de zorro y cerdo, las leyendas mapuches que explican ficticiamente el mal olor de la tepa, la funciones hermoseantes de las flores, los colores blanco y rojo de los copihues, sirvieron para impresionar el corazón de los niños y a los niños que perduran en el corazón de los adultos. Hubo resurrección del encanto que tiene el relato hablado. Todo un acierto que nos hace experimentar sentimientos de gratitud y reconocimiento hacia sus agentes, protagonistas y responsables. 

 

Samuel Rodríguez Romero