Opinión

OPINIÓN: Certeza jurídica para ciudades más humanas

El Heraldo Austral

El lunes 30 de septiembre fue publicado en el Diario Oficial el Decreto Supremo N° 14 del Ministerio de Vivienda y Urbanismo, que modifica la Ordenanza General de la República en tres grandes aspectos. Entre ellos, están la generación de certezas jurídicas al establecer la presunción de validez de los permisos de edificación otorgados, así como la creación de un espacio de colaboración entre el Minvu y las direcciones de Obras Municipales para la elaboración de normativas urbanísticas y el establecimiento de exigencias para que los proyectos se asocien a entornos con vegetación, pavimentación e iluminación, protegiendo la construcción de viviendas en sitios integrados y bien conectados.

Se trata de modificaciones que representaban una especial preocupación para el ministro Cristián Monckeberg, ante la imposibilidad de exigir a los proyectos inmobiliarios condiciones muy necesarias para el desarrollo sustentable de las ciudades. No obstante aquello, este decreto, que fue confeccionado en diálogo con Contraloría, permitirá ahora, por ejemplo, establecer características arquitectónicas de los proyectos a realizarse en zonas de conservación histórica. También podrán establecerse características del área libre de los proyectos y de sus antejardines, exigencias de instalaciones subterráneas, marquesinas y portales, tan necesarios en el sur de nuestro país, entre otros aspectos como medidas para propiciar el cuidado del medio ambiente y condiciones para incentivar la apertura de espacios privados al uso público.

Con esto, las direcciones de Obras Municipales van a poder empezar a trabajar con mayor tranquilidad y claridad al momento de otorgar los permisos de edificación de acuerdo a sus planos reguladores, aprobaciones que quedarán amparadas por una presunción de legalidad y no podrán ser cuestionadas, salvo que la justicia o la administración determinen su invalidación, lo cual posibilitará que la actividad constructiva se realice en un marco de seguridad jurídica necesaria para su adecuado desarrollo.

No es un traje a la medida para algunos, es un rayado de cancha para todos. Como cartera de Gobierno, trabajamos para que las reglas sean más claras y para que los roles de cada uno de los actores que intervienen en esta materia sean más ordenados. Creemos en la construcción de ciudades más humanas junto a las municipalidades y a la ciudadanía, para lo cual será clave elaborar normas urbanísticas con vínculos o procesos participativos con quienes las aplican desde una posición colaborativa, asociativa y unida, porque Chile lo Hacemos Todos.

Rodrigo Wainraihgt Galilea

Seremi Minvu Los Lagos