• 15 de Abril

Sugeridos:


A 11 meses del incendio que afectó a la población Camilo Henríquez en Castro, se realizó la entrega de las 49 casas construidas, con mobiliario completo, listas para ser habitadas. Estas fueron inauguradas en una ceremonia que contó con la presencia del ministro de Vivienda y Urbanismo, Carlos Montes; autoridades locales y regionales; representantes de Desafío Levantemos Chile y de los gremios salmoneros, y la masiva presencia de los vecinos beneficiados.

De esta forma, culmina el proceso iniciado a mediados de enero de este año, donde a través de una inédita alianza público-privada, el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, Desafío Levantemos Chile, el sector salmonicultor -representado por el Consejo del Salmón y SalmonChile-, y el apoyo de Castro Municipio, se unieron para reconstruir las viviendas afectadas por el incendio forestal ocurrido en 2021 y que afectó a la población Camilo Henríquez.

El acuerdo estableció que los salmoneros financiaban 38 de las 49 casas destruidas, bajo la coordinación de Desafío Levantemos Chile, mientras que el Gobierno Regional asumió el costo de las 11 restantes, beneficiando a más de 140 personas que son parte de la comunidad.

El ministro de Vivienda y Urbanismo, Carlos Montes, mencionó que “valoro mucho este esfuerzo público privado, la capacidad de unirse en torno a desafíos. Construir Chile a partir de esta experiencia es lo que debemos hacer, comunicar y conversar. Esto no puede ser un hecho excepcional, sino que tiene que ser una forma en que vamos concibiendo los grandes desafíos nacionales. Nuestro desafío es enfrentar el presente y el futuro sacando lo mejor de nosotros”.

Los vecinos de la población Camilo Henríquez destacaron la celeridad y la calidad de las obras, que les permiten contar con una vivienda a menos de 1 año de la tragedia ocurrida el 9 de diciembre pasado, que comenzó como una emergencia forestal y terminó devorando las casas del conjunto habitacional, extendiéndose a la población Yungay.

Desde Desafío Levantemos Chile explicaron que el 14 de noviembre, los trabajos alcanzaron un avance del 100%, y destacaron que se trata de las primeras casas construidas en emergencia de tan alto estándar de calidad, cuyo tamaño fue definido dependiendo de la cantidad de personas que componen el núcleo familiar.

Así, 38 viviendas tienen una superficie de 50 m2, con dos o tres dormitorios, mientras que el resto cuenta con 68 m2, dos pisos y cuatro dormitorios. Todas tienen las mismas especificaciones técnicas, de las cuales se pueden resaltar radier de hormigón, estructura de madera, ventanas termopanel, pavimento cerámica en zonas húmedas y cubrepiso en dormitorios, revestimiento interior de yeso cartón pintado, exterior de tejuela de fibrocemento y cercos de pandereta.