• 21 de Febrero

Sugeridos:

Jóvenes de la región de Los Lagos se certifican en habilidades de emprendimiento e innovación

Proyecto Generación INN, desarrollado por la Universidad San Sebastián, con el financiamiento de Innova Fosis, certificó a 41 participantes, pertenecientes al Servicio Nacional de Menores, quienes r...

  • Proyecto Generación INN, desarrollado por la Universidad San Sebastián, con el financiamiento de Innova Fosis, certificó a 41 participantes, pertenecientes al Servicio Nacional de Menores, quienes recibieron herramientas para enfrentar los desafíos de superar condiciones de pobreza y vulnerabilidad social.

Tras ocho meses de trabajo, 41 jóvenes de las comunas de Puerto Montt, Osorno, Maullín, Los Muermos y Chiloé culminaron su participación en el Proyecto Colaborativo de Vinculación con el Medio (VcM) Generación INN, que fue desarrollado por la Universidad San Sebastian, sede De la Patagonia, con el financiamiento de Innova Fosis.

El objetivo de esta iniciativa –que tributa al Programa Territorial Hito “Más Salud Más Cerca”, de VcM– fue aportar un sistema sostenible para la generación de ingresos autónomos, “en donde los problemas del entorno son el nicho de soluciones innovadoras y susceptibles de nuevas ideas de negocios, a partir de un modelo de trabajo comunitario, colaborativo y bidireccional, potenciando el desarrollo de habilidades y competencias de innovación y emprendimiento”, explicó el académico de la Facultad de Psicología y Humanidades de la USS, Miguel Salazar, líder del proyecto.

El socio estratégico en este desafío fue el Servicio Nacional de Menores, además de programas del Servicio de Protección Especializado y establecimientos educativos de la comuna de Puerto Montt, quienes facilitaron el acceso de los jóvenes para participar de las instancias generadas en el marco de esta iniciativa.

“Este proyecto es un piloto que se implementó en Santiago y la región de Los Lagos, y los aprendizajes y resultados obtenidos han sido transferidos al Fosis y al Servicio Nacional de Menores, a fin de generar una propuesta permanente para potenciar habilidades en jóvenes que busquen emprender”, puntualizó Salazar.

Capacidad productiva y desempleo

El problema que el proyecto abordó se relaciona con la disminución de la capacidad productiva de adolescentes infractores de ley, expresada –entre otras consecuencias– en desempleo, precariedad laboral y obtención de ingresos insuficientes para satisfacer necesidades fundamentales para desarrollar su vida de manera autónoma. “La problemática ocupacional de los adolescentes vinculados al sistema de justicia abarca diferentes ámbitos asociados con la persona en sí misma, la tarea y el contexto. En la actualidad, existe consenso del impacto positivo que tiene fomentar la empleabilidad y reinserción laboral en el proceso de desistimiento delictual de adolescentes infractores de ley”, apuntó el académico de la USS

Por su parte, el académico de Vinculación con el Medio de la Facultad de Economía y Gobierno de la Universidad San Sebastián, Juan Pablo Carrasco, quien estuvo a cargo de gran parte de los módulos de aprendizaje, detalló que “la iniciativa incluyó trece talleres, encuentros de diagnóstico y mentoring para guiar prototipos. Trabajamos temáticas de seguridad y autoconfianza para el emprendimiento; modelo de negocios; prototipado; venta y generación de recursos; redes sociales; finanzas y distribución de tiempos de trabajo y generación de marca, entre otros. Esta propuesta permitió a los jóvenes acceder a recursos materiales para iniciar sus proyectos e ideas de negocios”.

Así, algunos de los emprendimientos resultantes, fueron: tatuaje, barberías, crianza y venta de pollos, repostería, mecánica, venta de joyas, venta de ropas y venta de comida, entre otras iniciativas.

Al respecto, el director regional de Fosis Los Lagos, Pablo Baeza, destacó que “estos jóvenes han tenido muchas dificultades en su vida; sin embargo, vinieron a todas las clases, participaron, tuvieron los objetivos claros y los mismos académicos de la Universidad se sienten orgullosos de los resultados, comparando cómo llegaron y cómo se van”.

Por su parte, el director Regional de Sename, Cristian Andrade, apunto que “es muy satisfactorio saber que el 90% de los participantes ya tienen una actividad de emprendimiento. Eso les genera algún tipo de recurso económico, personal y familiar, así que uno puede decir que el proyecto fue un éxito”.