Local

De los arquitectos Heike Höpfner y Pablo Moraga: Proyecto de Reconstrucción de Tres Casas Patrimoniales en Puerto Varas ganó Premio Aporte Urbano como Mejor Proyecto de Intervención Patrimonial

El Heraldo Austral El Heraldo Austral

De un total de 61 proyectos postulantes y 18 seleccionados, se otorgó el reconocimiento a 6 de los proyectos finalistas.

Obras públicas y privadas de todo el país que destacaron en seis categorías fueron reconocidas por el Premio Aporte Urbano (PAU) 2019, iniciativa que por quinto año consecutivo impulsa y promueve la Cámara Chilena de la Construcción, el Ministerio de Vivienda y Urbanismo, el Colegio de Arquitectos, la Asociación de Oficinas de Arquitectos (AOA), la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI) y, por primera vez, el Consejo Nacional de Desarrollo Urbano (CNDU). El galardón tiene por objetivo reconocer, destacar e incentivar aquellos proyectos que constituyen un aporte a las ciudades chilenas y a la calidad de vida de sus habitantes. Los ganadores reciben el reconocimiento en su calidad de titular del proyecto, pero a su vez representan al resto del equipo de profesionales y las compañías involucradas, tales como arquitectos, constructora, calculista, paisajista, entre otros.

 “A través del PAU buscamos destacar aquellos proyectos a lo largo de todo Chile que son una contribución a la visión de las ciudades que debemos construir entre todos, al entorno, al desarrollo urbano y a la calidad de vida de las personas. En sus 5 años el premio ha logrado establecerse como un referente que incentiva la construcción de proyectos valiosos para la comunidad y los ganadores de este año demuestran el deseo y el compromiso de los equipos profesionales por contribuir en esa labor”, destacó Patricio Donoso, presidente de la Cámara Chilena de la Construcción.

 Por su parte, el ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg, señaló que “Estamos muy contentos de participar en esta premiación, donde hay proyectos que promovemos desde el Minvu. Iniciativas que se destacan por su aporte a la integración social, pero también contribuyen a hacer más equitativo el territorio: un mejor equipamiento y espacio público es un beneficio que sin duda cambia la vida de las personas y mejora nuestras ciudades. Nuestro objetivo es derribar los muros de la segregación social y urbana y revertir la tendencia de nuestras ciudades. Destacar estos proyectos nos ayuda a visibilizar los cambios que estamos impulsando en la ciudad”.

 En esta oportunidad destacan ganadores con proyectos de todo el país: Valparaíso, Constitución, Puerto Varas y Antofagasta, lo que evidencia que en todo Chile existen iniciativas que buscan hacer una propuesta de valor al entorno, al desarrollo urbano y a la construcción de ciudades que brinden mejor calidad de vida a las personas.

 

Los ganadores del PAU 2019 son:

Mejor Proyecto Inmobiliario de Densificación Equilibrada: Mirador Barón – Valparaíso Mejor Proyecto de Integración Social: Mejoramiento Integral Condominio El Bosque 1 – Huechuraba

Mejor Proyecto de Equipamiento: Complejo Educacional Santa Olga - Constitución

Mejor Proyecto de Uso Mixto: Núcleo Tecnológico Bellavista – Recoleta

Mejor Proyecto de Intervención Patrimonial: Reconstrucción 3 Casonas Patrimoniales - Puerto Varas

Mejor Proyecto de Espacio de Uso Público: Plazas Antofagasta Limpia y Conectada – Antofagasta

 

Los arquitectos Heike Höpfner y Pablo Moraga fueron los desarrolladores de la reconstrucción de las tres casas patrimoniales en calle Del Salvador en Puerto Varas y han estado trabajando muchos años en proyectos de rescate de patrimonio. Respecto del reconocimiento recibido, Heike señaló:   “Estamos muy contentos, orgullosos. Es el reconocimiento a un trabajo riguroso de años que venimos haciendo con Pablo y con el resto del equipo de arquitectos y de especialistas que nos apoyan, en torno a la puesta en valor del patrimonio en la región”. 

 “Desde la declaratoria de Zonas Típicas, pasando por la conservación de fachadas y proyectos de reciclaje y recuperación, e incluso en las proyectos nuevos, estamos tratando permanentemente de hacer un aporte como oficina en el contexto en el que nos toque trabajar”. 

 “En el ámbito de la conservación patrimonial, por su impacto público,  siempre puede haber posiciones divergentes respecto a la forma en que debieran resguardarse los edificios históricos. Nuestra posición es a integrarlos en la dinámicas contemporáneas, a darles vigencia, la museificación de las casonas, en general,  no nos identifica.  La arquitectura es para habitarla, disfrutarla. En este caso la Inmobiliaria asumió un desafío, adquiriendo un terreno con un requerimiento complejo. Ahí surgió la invitación a trabajar con ellos. Fueron años entre el diseño y la ejecución, llevando adelante el proyecto de manera respetuosa de las exigencias del Consejo de Monumentos Nacionales, constituyendo un buen precedente y una invitación a nuevas formas de hacer ciudad, reconociendo lo existente, (protegido o no) y es lo que entendemos este premio también ha sabido reconocer. ”