Educación

Universitarios reciben certificación internacional para socorrer a personas en áreas remotas

El Heraldo Austral El Heraldo Austral
Foto: Imágenes corresponden a las actividades de simulación. Las heridas presentes en las fotografías son recreadas a través de maquillaje y utilería ad hoc.

Estudiantes de Ingeniería en Gestión de Expediciones y Ecoturismo de la Universidad San Sebastián culminaron un intenso curso de entrenamiento para enfrentar situaciones de emergencia en el rubro del turismo.

Asistir a un turista que se accidentó al caer de una bicicleta y brindar primeros auxilios a una persona con signos de hipotermia producto de un naufragio, fueron algunos de los escenarios a los que se vieron enfrentados más de una decena de estudiantes de la Universidad San Sebastián que participaron de un curso intensivo por el que obtuvieron una certificación internacional.

Se trata de la Wilderness First Responder, acreditación recomendada para guías de montaña o profesionales outdoor, la cual certifica competencias para responder ante una emergencia e incluso la posibilidad de garantizar la vida en caso de un accidente grave.

“Chile es un destino turístico reconocido en el mundo,  lo que demanda exigencias profesionales para estar a la altura de los visitantes, por lo que mientras más preparados estén nuestros estudiantes, mejor será el servicio que ellos puedan ofrecer en el futuro ejercicio de su actividad profesional”, expresó Nicolás Belmar, docente a cargo de la capacitación que fue liderada por la Otec Alerce Outdoor.

De acuerdo a Constanza Barrera, profesional que impartió el curso, la idea es que ellos puedan poner en práctica las competencias adquiridas, aún en situaciones donde no puedan contar con las herramientas básicas. “Es importante que puedan manejar un botiquín completo, pero en caso de no contar con ello, deben responder con elementos de circunstancia presentes en el ambiente que les permita, por ejemplo, hacer un torniquete, un collar cervical, detener una hemorragia o improvisar una camilla”, sostuvo. 

El estudiante Bruno Gagliardi destacó que el curso resultó necesario para adquirir técnicas y procedimientos de acuerdo a los protocolos en caso de infortunios en lugares donde no llegan los servicios de emergencia. “Fue una experiencia súper grata, intensa, de mucho contenido y práctica, un curso indispensable y necesario para nosotros, pero también para cualquier persona que pueda verse enfrentada en una situación de accidente, ya sea en montaña, navegación o cualquier tipo de zona agreste, donde no siempre llegan las ambulancias, bomberos o servicios de asistencia médica”, expresó.

De acuerdo a Verónica Píriz, directora de la carrera de Ingeniería en Gestión de Expediciones y Ecoturismo la certificación no es indefinida, puesto que se debe renovar cada dos años para poder actualizar conocimientos en la materia, pero desde ahora los estudiantes quedarán registrados en una plataforma internacional que valida la certificación, y que es visitada por empleadores nacionales y extranjeros del turismo que requieran profesionales con este tipo de competencias y habilidades. 

 

Nota al pie: todas las imágenes adjuntas corresponden a las actividades de simulación. Las heridas presentes en las fotografías son recreadas a través de maquillaje y utilería ad hoc.