• 06 de Febrero

Sugeridos:


Con la entusiasta participación de 19 embarcaciones costeras y casi 80 tripulantes, se desarrolló el pasado fin de semana, la sexta versión de la Regata “Non Stop Lago Llanquihue”; desafío de largo aliento, cuyo programa se inició en Puerto Varas, pasando por Llanquihue, hasta Puerto Octay, para terminar en Frutillar, todo esto, sin detenerse (Non Stop) e impulsado exclusivamente por el viento y las velas.

Desde temprano llamó la atención en la Bahía la gran cantidad de embarcaciones, como también la demostración de velocidad y destreza que realizó una Canoa Tahitiana, perteneciente al Club de Remo de Pichilaguna, la que era tripulada por seis remeros de alto rendimiento, equipo que ha representado a nuestro país en competencias internacionales.

La Largada de la Regata se hizo a las 09:30 de la mañana con una suave brisa del norte, lo que desde ya ponía dificultades a las tripulaciones, porque debían navegar justo con ese rumbo. La situación cambió a mediodía, con una fuerte lluvia, que traía muy buenos vientos, lo que hizo volver la emoción a la competencia, que ahora sí se desplazaba a muy buena velocidad.

Debido al poco viento inicial, la Regata debió acortarse, poniendo como meta la Boya de Playa Maqui, donde un grupo de jóvenes navegantes de la Escuela de Sunfish salió a esperar a las embarcaciones, quienes debían seguir hasta la Costanera de Frutillar, debiendo cruzar la Línea de llegada junto a un pato amarillo de grandes dimensiones, causando sorpresa y admiración del público que se instaló a ver el espectáculo.

Finalmente, en la Cofradía Náutica de Frutillar, y en un ambiente de gran amistad y camaradería se realizó la Ceremonia de Premiación, en presencia de autoridades, deportistas y familiares, llevándose la Copa de la Regata el Yate Molino Viejo, capitaneado por Rodrigo Carrasco, seguido por el yate Cándido, de Mario Moure; y en tercer lugar, Cristián Swett en el Yate Agramunt, quien protagonizó una emocionante llegada, definida en los últimos metros de la competencia, logrando aventajar al Yate Alemán RH, de Víctor Hugo Sánchez.