Actualidad

Investigador demuestra la conexión entre bosque nativo, microorganismos y viñas de Chile

El Heraldo Austral

Trabajó en nueve viñas en el valle de Colchagua, investigando cómo la vegetación esclerófila nativa beneficia la diversidad de hongos y bacterias importantes para la producción de vid y vino

“Chile debe apostar por que la investigación sea relevante en términos sociales y, para eso, es necesario una mayor interacción entre industria y academia”, dijo el Dr. en Ecología y Evolución de la Universidad Austral de Chile, Roland Sánchez, luego de defender su tesis de grado y haber realizado con éxito su investigación, que responde a las necesidades de la industria y la conservación del bosque nativo del país.

Sánchez, conoce en profundidad el vino que se hace en Chile. Él pasó recorriendo durante los últimos años nueve viñas que venden su producción en Chile y el extranjero, tal es el caso de Viña Veramonte, Viñedos Emiliana, Viña Montes, Viña Viu Manent, Viña Cono Sur, Viña Caliterra, Viña Luis Felipe Edwards, Viña Lapostolle y Viña Apaltagua.

El Dr. en Ecología de la Universidad Austral demostró que sobre la vid habitan de manera natural una gran variedad microscópica, invisible a simple vista, de hongos y bacterias que son clave en la vinificación y que pueden afectar la dinámica de la fermentación y características esenciales del vino, como es el aroma, el sabor y color.

Otro de los aportes del investigador implico demostrar que el bosque esclerófilo y los cultivos de vid tienen en común sobre el 80% de hongos y bacterias, y que una presencia cercana del bosque a los viñedos seria clave para el desempeño de importantes funciones ecosistémicas, como el ciclaje de nutrientes o el control biológico de plagas

Este último resultado es clave para la industria del vino, ya que los patógenos o plagas deterioran la calidad de la uva, e incluso las características del vino. “Lo resultados sugieren fuertemente que el bosque provee beneficios, o sea servicios ecosistémicos, a las viñas chilenas en términos de diversidad de microorganimos”, explicó Sánchez.

La investigación se enmarcó en el programa “Vino, Cambio Climático y Biodiversidadel cual está asociado al Instituto Milenio de Ecología y Biodiversidad y a la Universidad Austral de Chile, a cargo de la Dra. Olga Barbosa, que busca demostrar la compatibilidad entre la conservación de la biodiversidad y el desarrollo de la industria del vino en el país.

El Dr. Sánchez, se encuentra preparando nuevos proyectos para continuar los trabajos con la industria del vino y prontamente participará de los tiempos de vendimia.