Opinión

CARTA AL DIRECTOR: Sobre Salmones Camanchaca y Río Petrohué

El Heraldo Austral

Señora Directora,  

En relación a la carta enviada por la Corporación de Turismo y Cultura de Puerto Varas, y la denuncia realizada por la comunidad de Ensenada,  que se refiere a episodios de descarga de aguas irregulares en el río Petrohué por parte de la piscicultura de Salmones Camanchaca, quisiéramos manifestar que sentimos profundamente las molestias y desconfianza que esta situación pueda haber generado en la comunidad de Ensenada, y que hemos revisado exhaustivamente el funcionamiento de nuestro sistema de tratamiento, con el objeto de asegurar que la descarga en el río cumpla con los límites de emisión autorizados ambientalmente. Para nuestra empresa, mantener una relación armónica y colaborativa con la comunidad es de la máxima importancia y por ello nos esforzaremos en escuchar y atender sus inquietudes, procurando establecer un diálogo oportuno y transparente.

Como quizás no todos saben, operamos una piscicultura de flujo recirculado en Ensenada desde hace casi 20 años, y en la cual hemos invertido inmensos esfuerzos humanos y económicos, constituyendo actualmente una pieza clave de nuestra actividad en Chile. Durante estos años, hemos buscado tener una operación de excelencia, gestionar nuestros impactos de forma correcta y apegada a las autorizaciones recibidas, respetando no solo el medio ambiente, sino también la salud de las personas, las actividades recreativas en el río, el paisaje natural y la comunidad. Entendemos genuinamente que un buen negocio para nosotros va de la mano de demostrar que tenemos una operación sana y responsable con el medio ambiente y la comunidad. Nos esforzamos pues, en avanzar hacia este propósito, sin perjuicio que, como toda organización y obra humana, podemos equivocarnos y cometer errores, aunque siempre buscando aprender de éstos y enmendarlos con celeridad.

Entendemos que los reclamos recibidos en esta situación particular, apuntan a que los hechos denunciados, la oportunidad de la comunicación, y la entrega de antecedentes explicativos, no fue el esperado por la comunidad de Ensenada, cosas por las que nos disculpamos. Sobre los mismos, es pertinente aclarar que nuestros análisis indican que la turbiedad de la descarga posiblemente fue consecuencia de un error no intencional en la homogenización de los flujos entre piscinas de decantación, situación sobre la cual ya hemos tomado todas las medidas necesarias para asegurar que no vuelva a ocurrir. Adicionalmente, estamos completando esta semana una importante inversión para incorporar equipamiento de última generación que busca mejoras sustantivas en el tratamiento de aguas usadas, incluyendo más filtrados mecánicos, incorporación de UV para inocuidad microbiológica y Ozono para mejor claridad y apariencia. Por último, nos encontramos en un proceso de identificación de nuevas medidas de mediano y largo plazo que permitan implementar mejoras adicionales a nuestro sistema de tratamiento, incluido su manejo y control.

Con estos hechos y propósitos, hemos enviado una carta de disculpas públicas y estamos conversando con la comunidad de Ensenada para constituir una mesa de trabajo que busca generar acuerdos para el corto y mediano plazo, que permitan restablecer la confianza de la comunidad respecto de nuestra operación.

 

Saludos cordiales,

 

Ricardo García Holtz

Vicepresidente de Salmones Camanchaca